martes, 14 de abril de 2015

Tú eliges.

Estaba pensado en cómo hacer algo desde aquí para que estés mejor, pero no se me ha ocurrido nada, ni una ligera idea de cómo poder ayudarte si no es dándote un abrazo o diciéndote bajito al oído que siempre estaré a tu lado. Además tampoco sé qué te pasa, así que eso complica un poco las cosas.
No sé que hacer y me duele, porque no me gusta saber que estás mal, aunque lo niegues, yo sé que lo estás y sí, alguna que otra vez me hago la tonta porque sé que no puedo hacer nada y sacarte el tema solo puede empeorar las cosas.
No sé qué hacer.
Tú dirás por dónde da el viento, solo entonces podré hacer algo.
Te lo he dicho más de una vez. Tú eliges. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario