jueves, 9 de enero de 2014

Solo quiero olvidar.

A día de hoy me sigo preguntando por qué te echo de menos. Por que te niegas a desaparecer y ya. ¿Por qué sigues ahí aun cuando ya no estás aquí? A veces se me olvida y parece que el océano se evapora y que solo salto encima de un charco que a penas me llega a la suela de los zapatos. Luego parece que me desperezo y empiezo a despertar y sigues estando ahí, es como si te encadenases a mis recuerdos. Escribo para poder olvidar, pero ni así soy capaz.


No hay comentarios:

Publicar un comentario