domingo, 23 de diciembre de 2012

185.

Llevabamos toda la tarde juntas, hacia tiempo que no hablabamos y esa tarde había dado bastante de sí, habíamos hablado de cosas, aunque no me había sincerado del todo, no podía decirte que estaba tan mal, tenía que seguir aparentando que era fuerte.
A la noche nos fuimos al colegio, estabamos bailando y la apreté contra mi, necesitaba un abrazo desde hacía mucho tiempo y nadie me lo daba, cuando se lo dí me dijo: "¿La señorita necesita mimos?" Y solo fui capaz de contestarla "Puede", y seguimos abrazadas durante más tiempo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario